Todas las formas de conectar un iPad a un proyector

4.2 (84.48%) 134 votes


Cuando conectas un iPad a un proyector, puedes mostrar diapositivas, compartir vídeos o simplemente hacer un espejo de tu pantalla. Una pantalla proyectada hace que sea más fácil para muchas personas ver lo que hay en la pantalla de tu iPad, sin que la gente tenga que agolparse alrededor de tu dispositivo o pasarlo de persona a persona. En la mayoría de los casos, puedes conectar tu iPad no sólo a un proyector, sino también a un televisor o monitor de ordenador.

Los siguientes métodos te permiten conectar un iPad a un proyector con cables o, si tienes un Apple TV conectado al proyector, de forma inalámbrica. La principal diferencia entre los dos es que con una conexión por cable, lo que ves en tu iPad es lo que se muestra en la pantalla. Con una conexión inalámbrica AirPlay, puede replicar su pantalla o, si una aplicación lo admite, sólo compartir contenido específico desde una aplicación.

Conectar un iPad a un proyector con un cable

Foto de adaptador HDMI para iPad Adaptador HDMI, con puerto Lightning para la alimentación.

El proyector (o el televisor o el monitor) debe permitir la entrada desde una conexión HDMI o VGA. Debido a que el iPad sólo tiene un puerto Lightning, necesitarás un adaptador para conectarlo a tu iPad, así como un cable HDMI o VGA que luego se conecta al dispositivo de visualización. En la mayoría de los casos, la conexión HDMI es lo que debe utilizar, ya que transmite tanto vídeo como audio con una sola conexión de cable. Sin embargo, si usted es un presentador frecuente, es posible que encuentre sistemas más antiguos que sólo permiten una conexión VGA, por lo que es posible que desee llevar ambos tipos de adaptadores y/o cables.

Photo of VGA adapter, with added Lightning port for power. VGA adapter, with added Lightning port for power.

  1. Obtenga el adaptador correcto.

    Si tienes un iPad Pro lanzado a finales de 2018 (o después) y tu dispositivo tiene un puerto USB-C estándar, necesitarás un adaptador USB-C a HDMI o un adaptador USB-C a VGA, respectivamente. (Es posible que ya tenga uno de estos conectores si ha conectado un portátil macOS con una conexión USB-C a un proyector. Puedes usar el mismo adaptador USB-C con tu Mac o iPad.) Espere pagar alrededor de $70 por cualquiera de estos adaptadores.

    De lo contrario, es probable que tu iPad tenga un conector de cable de relámpago. Cada iPad lanzado, desde el iPad 4 (lanzado a finales de 2012) hasta mediados de 2018, tenía un conector Lightning. Para esos dispositivos, necesitará un adaptador de relámpago a HDMI o un adaptador de relámpago a VGA. Espere pagar alrededor de $50 por cualquiera de estos adaptadores. (Si tienes un iPad antiguo con un conector de base de 30 patillas, te recomendamos que actualices a un dispositivo más nuevo, ya que el modelo que tienes ya no puede ejecutar la versión actual del software del sistema de Apple).

    Left: USB-C connector; Right: Conector de rayos.

  2. Obtenga el cable correcto.

    T√ļ tambi√©n necesitas un cable. En la mayor√≠a de los casos, es probable que ya tenga un cable HDMI o VGA con su proyector, televisor o monitor. Si no, puede comprar un cable HDMI de Belkin (aproximadamente $30) en la tienda de Apple, o comprar un cable HDMI (o cable VGA) de un proveedor externo, como Monoprice.

  3. Conectar.

    Una vez que tenga el adaptador y el cable adecuados, conéctelo todo. Conecte el adaptador a su iPad, conecte el cable (HDMI o VGA) en el otro extremo del adaptador y, a continuación, conecte el cable al proyector. Si su adaptador también incluye un puerto para la alimentación, es posible que tenga que conectar también un cable de alimentación. Algunos sistemas y configuraciones no funcionarán sin esa fuente de alimentación.

    Luego, enciende el proyector y enciende tu iPad. A menudo, el proyector o la pantalla detectar√°n correctamente que has conectado tu iPad y mostrar√°n autom√°ticamente la pantalla. Si la pantalla no aparece despu√©s de que el proyector ha estado encendido durante uno o dos minutos, es posible que tenga que cambiar un ajuste en el proyector (o en el televisor o monitor). Busque botones o elementos del men√ļ que controlen la Fuente. Aseg√ļrese de que la fuente est√© ajustada al tipo de cable que est√° utilizando, como HDMI o VGA. Si hay varias opciones, modifica la fuente, aseg√ļrate de que tu iPad est√© encendido y espera unos 30 segundos para ver si aparece la imagen. Repita el proceso hasta que la imagen se muestre como se esperaba.

  4. ¬°Eso es todo! Ahora tu iPad debe estar conectado al proyector (o al televisor o al monitor).

Compartir la pantalla de forma inal√°mbrica

También puedes conectar un iPad a un proyector de forma inalámbrica. Necesitará un proyector con una conexión HDMI, un Apple TV y un cable HDMI. También necesitarás que tu Apple TV y tu iPad estén en la misma red Wi-Fi. (Para obtener más información sobre cómo pueden funcionar juntos tu iPad y tu Apple TV, consulta Cómo usar el Apple TV con un iPad).

  1. Conecta el Apple TV al proyector.

    Utilice un cable HDMI para conectar su Apple TV al proyector. Est√° utilizando el proyector como pantalla, sustituyendo lo que de otro modo ser√≠a normalmente su televisor. Enciende el proyector y aseg√ļrate de que tu Apple TV est√© encendido y funcionando. (Si necesitas ayuda para configurar tu Apple TV, consulta C√≥mo configurar el Apple TV.)

  2. Reflejo de pantalla.

    A continuaci√≥n, en tu iPad (iOS 12 o posterior), coloca el dedo en la esquina superior derecha, justo encima de la conexi√≥n de red y los indicadores de duraci√≥n de la bater√≠a, y luego desl√≠zalo hacia abajo. Esto le permite acceder al Centro de control de iOS, que incluye una opci√≥n «Espejo de pantalla» de forma predeterminada. Pulse Espejo de pantalla , luego espere unos segundos hasta que vea el nombre de su Apple TV en la lista. Toca el nombre de tu Apple TV. Es posible que se le pida que introduzca una contrase√Īa.

    Captura de pantalla del centro de control del iPad, con opción de duplicación de pantalla visible

    Cuando se inicie la réplica de pantalla, notará que la réplica cambiará a medida que gira el dispositivo. Manténgalo en el modo de retrato, y en el modo de espejo en el modo de retrato. Conviértalo en paisaje, y el espejo hace lo mismo. Cuando desee finalizar la duplicación, acceda de nuevo al Centro de control, puntee en Replicación de pantallas , y luego puntee en Detener la duplicación .

    Si utiliza iOS 11, puede acceder al Centro de control deslizando el dedo hacia arriba desde la parte inferior de la pantalla.

  3. AirPlay desde una aplicación.

    Muchas aplicaciones le permiten mostrar una foto, un v√≠deo o un archivo espec√≠fico a trav√©s de AirPlay desde la aplicaci√≥n. Esto le da una forma de compartir contenido, sin compartir todo lo que aparece en su pantalla. Por ejemplo, abra YouTube, toque el icono que parece un televisor peque√Īo con se√Īales en la esquina inferior izquierda (el icono est√° en la esquina superior derecha de su v√≠deo de YouTube) y, a continuaci√≥n, toque Dispositivos AirPlay & Bluetooth para compartir su v√≠deo con su Apple TV. En otras aplicaciones, toca un icono que parezca un cuadro con una flecha apuntando hacia arriba, luego toca AirPlay , luego toca para seleccionar tu Apple TV.

  4. Disfruta de la libertad de moverte con tu iPad, gracias a tu conexión inalámbrica!

Con un iPad conectado a un proyector, televisor, monitor o Apple TV, verás aplicaciones, vídeos y fotos más grandes que cuando miras la pantalla de tu iPad. Ahora, puede compartir lo que ve, para que todos los demás en la sala puedan ver diapositivas o disfrutar de un video también.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *